Termómetro Noticias

Más de 300 especies nativas documenta guía de campo recién lanzada sobre la Reserva Nacional La Chimba

banner 2021

En siete capítulos se entrega información respecto a especies nativas e introducidas con presencia en la Reserva Nacional La Chimba, ubicada en el sector norte de Antofagasta, a solo 15 km de la Plaza Colón.

Como hito final adicional del Proyecto FIC-R Plan de Recuperación Reserva Nacional La Chimba ejecutado por la Universidad Católica del Norte en colaboración con la Corporación Nacional Forestal, fue lanzada la “Guía de Campo: Biodiversidad de la Reserva Nacional La Chimba”, la que documenta más de 300 especies nativas.

Esta última publicación de casi 300 páginas contempla siete capítulos y más de 180 fichas técnicas de diversas especies, integrando información recopilada por botánicos, liquenólogos, entomólogos, herpetólogos, ornitólogos y conservacionistas que formaron parte de la iniciativa.

“Uno de nuestros principales objetivos fue generar un conocimiento más exhaustivo respecto a la biodiversidad que está presente en la Reserva y documentar los estados de conservación de las especies confirmadas, para de esta manera colaborar aportando nuevos antecedentes que permitan a los tomadores de decisiones lograr la protección efectiva de este patrimonio natural único de nuestra región”, indicó Mauricio Mora Director del Proyecto FIC-R.

Sobre la preparación de este trabajo, la Directora de CONAF Anita Huichaman indicó que “viene a culminar un trabajo colaborativo de más de tres años, donde se levantó la información más reciente de línea base para esta área protegida, lo cual es beneficioso para ir en la puesta en valor de nuevos objetos de conservación, generando un cambio de escala en la conservación del sector, donde existe flora y fauna de alta singularidad, documentándose ahora también su riqueza en líquenes y artrópodos”.

Para el SEREMI de Medio Ambiente de Antofagasta, Gustavo Riveros, la iniciativa “pone en valor toda la biodiversidad que tiene el sector y la importancia de conservarla, siendo un trabajo que va a servir como base para poder continuar impulsando nuevas iniciativas que ayuden a la mejor conservación de esa zona y nosotros como SEREMI de Medio Ambiente vamos a estar apoyando cualquier iniciativa que vaya en esa línea”, indicó.

HALLAZGO DE ESPECIES ENDÉMICAS
Las campañas de terreno, desarrolladas entre los años 2019 y 2020, permitieron el hallazgo de una notable riqueza de especies, muchas de ellas endémicas de Chile e incluso de la Región de Antofagasta, es decir que no se encuentran en ninguna otra parte del mundo. En este sentido, el mayor número de especies registradas correspondió al grupo de los artrópodos, donde destacaron sobre todo insectos y arácnidos, con un total de 188 especies reportadas, incluyendo por ejemplo al escorpión Brachistosternus chimba, recientemente descrito por los especialistas, así como otras especies aún no documentadas por la ciencia. “La riqueza de especies encontrada fue notable, más aún considerando que se trata de ecosistemas insertos en la matriz más árida del mundo, siendo fundamental la conservación de estos hábitats tan particulares y frágiles a la vez”, señaló Jaime Pizarro-Araya, Director del Laboratorio de Entomología Ecológica de la Universidad de La Serena.

Según detalla el Plan de Manejo vigente de 1995, el principal objetivo del área protegida es propiciar la restauración y protección de la formación vegetacional conocida como Desierto Costero de Tocopilla, permitiendo las expediciones botánicas del proyecto corroborar el registro de 90 especies nativas, de las cuales un 61% son endémicas de Chile, siendo nueve de esas especies conocidas solo para la Región de Antofagasta. “En los últimos años se han descubierto muchos elementos que son característicos y en algunos casos únicos de esta área, particularmente desde el punto de vista de la vegetación, como es el caso de Nolana lachimbensis, recientemente clasificada En Peligro Crítico, por ende es muy importante su conservación”, señaló el botánico Luis Faúndez.

En cuanto a los vertebrados, destacó la presencia de siete especies de reptiles, considerando dos corredores, dos lagartijas, un gecko, una culebra y la iguana chilena, de las cuales una se encuentra en categoría Vulnerable y dos en categoría Casi Amenazadas. También se documentaron más de 30 especies de aves, dando cuenta de la importancia del sector como refugio para un gran número de especies que residen o visitan estacionalmente el lugar.

ESPECIES AMENAZADAS
Entre los hallazgos que reporta la Guía de Campo, destaca la presencia de 9 especies que fueron confirmadas para la Reserva y que ya se encontraban clasificadas en riesgo de extinción según el Reglamento de Clasificación de Especies del Ministerio del Medioambiente (MMA). Además, autores del trabajo presentaron en 2020 fichas técnicas de otras cuatro especies registradas en la Reserva para ser evaluadas en el 17º Proceso de Clasificación del MMA, resultando todas ellas en categoría de amenaza, tres de ellas En Peligro Crítico. “Si bien ya era conocido que la Reserva tenía presencia de flora y fauna con problemas de conservación, resalta ahora la presencia de especies en máxima categoría de amenaza, que en caso de mantenerse los impactos generados por el hombre en estos ambientes podrían implicar su eventual extinción, es decir que las perderíamos para siempre en la naturaleza”, indicó Mauricio Mora. Las nuevas especies clasificadas corresponden a tres insectos (uno En Peligro y dos En Peligro Crítico) y el pequeño arbusto Nolana lachimbensis, también En Peligro Crítico.

ÁREA PROTEGIDA
La Reserva Nacional La Chimba, creada en 1988, es parte del Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas por el Estado que administra CONAF, encontrándose emplazada en el radio urbano de Antofagasta, a unos 700 metros aproximadamente del ex vertedero La Chimba, donde quemas, microbasurales, extracciones de ripio y otras acciones, han implicado en su conjunto un deterioro del sector donde residen estas especies, sobre todo durante las últimas décadas. Respecto a otras amenazas, Mauricio Mora señaló que “existe evidencia científica publicada recientemente que documenta cómo el cambio climático al parecer se estaría ya manifestando en sectores costeros del Norte de Chile, principalmente mediante menor frecuencia de lluvias y una aparente disminución de cobertura de nubes, procesos que son vitales para la presencia de vida en estos ecosistemas tipo oasis de niebla como el que se busca resguardar en la Reserva Nacional La Chimba”. Mora explicó que campañas recientes de botánicos que han visitado el sector han revelado con preocupación la presencia de un alto número de cactus muertos que se pueden observar en las visitas al área, lo que podría eventualmente desencadenar efectos perjudiciales para toda la biodiversidad del sector.

La entrega de Guías de Campo impresas se priorizará para bibliotecas y establecimientos educacionales de la región, no obstante, quienes tengan interés de acceder al trabajo pueden visitar el sitio https://recuperemoslachimba.cl/guia-campo/ donde puede descargarse la versión digital sin costo.

En Otras noticias...

¿Hay esperanzas aun? Todos juegan para el CDA… menos el CDA

Franco Fernandez

¡SE BUSCA ARRIENDO! Alcalde cierra instalaciones que ocupaba CDA y no arrendará el estadio este sábado

Andres Uzcategui

Seremi de Educación explicó a estudiantes los cambios en protocolo sanitario de establecimientos educacionales

Redaccion Termometro